Introducción

En este artículo hablamos de un problema frecuente el hígado sobrecargado. No se trata de una enfermedad anátomica sino un problema funcional. Aunque la estructura del hígado puede permanecer intacta su función no es la adecuada.

Según diversos autores, el mal funcionamiento del hígado tiene una influencia determinante en problemas como:

Problemas músculo-esqueléticos: Artrosis, artritis, dolores musculares, etc.
Fibromialgia
Depresión
Enfermedad de Crohn
Colitis ulcerosa
Etc.

Una sobrecarga hepática se puede producir por muchos motivos, los más frecuentes son:

  • Malos hábitos nutricionales en nuestra dieta diaria.
  • un exceso de consumo en un momento puntual (banquetes, etc.),
  • un exceso de consumo de alcohol,
  • la exposición a un virus.
  • Por la ingesta de determinados fármacos de una forma continuada.

 

No debemos olvidar que una sobrecarga hepática es la principal causa de una bajada del sistema inmune, además de ser fundamental el funcionamiento del hígado en todos los procesos digestivos y en el metabolismo muscular. Por este motivo es fundamental para nuestra salud el detectar cuando nos encontramos ante un problema de este tipo y ponerle remedio.